Alternativa Verde | Guía de ahorro de energía para hogares en verano e invierno
7587
post-template-default,single,single-post,postid-7587,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

Guía de ahorro de energía para hogares en verano e invierno

Para optimizar el uso de la electricidad, el gas y el agua de manera de generar un ahorro que no sólo beneficie a tu bolsillo (medidas “anti tarifazo”) sino también al medio ambiente. En un mundo donde una casa conectada a la red de gas sigue siendo un sueño lejano para muchos, donde hay que racionar el agua porque la zona presenta naturalmente escases o bien porque las napas contienen cantidades de arsénico que no las hacen aptas al consumo humano, hablar de luz eléctrica, gas y agua debería comprenderse como servicios valiosísimos, cuyos usuarios son privilegiados, y que siempre habría que haber consumido como si fueran oro. Pero no es así, por eso traemos consejos de cómo ahorrarlos para beneficio de todos. ¿Por qué consumir moderadamente? Porque ante una población que crece sin cesar, crece la demanda  de recursos no renovables y si se usa más de lo que se tiene a un ritmo que lo necesario no logrará regenerarse –como hacemos hoy-, el futuro se torna más que complicado. ¿Cómo aportar a la solución? Tomar cartas en el asunto ahora no sólo significa que los países se vuelquen a generar energías limpias y renovables –revertir la matriz energética de Argentina que hoy depende  87% de combustibles fósiles – sino que desde los Estados, las empresas y los ciudadanos optimice el uso de la electricidad, el gas y el agua (así como del suelo, de los bosques, etc). Esto es lo único que permitirá dejar un mundo sostenible a las generaciones venideras.

En Argentina, principalmente en Capital Federal y Gran Buenos Aires, los precios que se solían pagar por los servicios venían siendo irrisorios de tan baratos. Así, muchos usuarios confundían lo económico con una abundancia –inexistente- de esos sumistros y caían muchas veces en el derroche, olvidando que la energía o el agua son bienes ilimitados que hace falta usar a conciencia. Micaela Smulevich, Directora de la consultora sustentable Green Group, grupo asesor de proyectos y construcciones con conciencia ecológica, nos trae los siguientes consejos:

Aire acondicionado: uso correcto

Mantener la temperatura del aire acondicionado en 24° y constante, es decir, evitar el prendido y el apagado del equipo. Cada grado adicional, gasta de 5 a 7% más de energía. Los días de muchas temperaturas, ayuda mucho bajar las cortinas en horarios de mayor luz natural exterior, evitando el ingreso de calor al ambiente. El aire acondicionado utiliza filtros de aire para mantener la suciedad y el polvo. Limpiarlos mensualmente y cambiarlos anualmente permite la circulación de flujo de aire ideal.

Electrodomésticos

Todo: desde computadoras (nada de reposo o hibernar, ¡apagado total!) hasta cargadores de celulares. Dejarlos enchufados genera un gasto energético innecesario. Un buen truco: adherir todos los equipos que puedas sobre una zapatilla de alimentación con posibilidad de apagado.

Heladera, freezer, horno, microondas, lavadora (lavavajillas ysecadora quien tuviera) suponen aproximadamente 30% del consumo eléctrico total de la vivienda. Así que cuando haya que comprar uno nuevo, elegir los que sean eficientes de bajo consumo energético. Uno de los electrodomésticos que más gasta es la plancha. En mi caso ya va a hacer dos años que no plancho nada de nada (salvo alguna rara excepción) pero si tenés que hacerlo, planchá la mayor cantidad posible en una misma tanda y no “en cuotas” porque lo último gasta muchísima más energía.

Agua

El inodoro es utilizado aproximadamente 5 veces por persona y día. Sin embargo, no es necesaria la descarga total de la cisterna para eliminar aguas menores, con 2 – 3 litros es suficiente. Hoy en día existen en el mercado cisternas de doble descarga o interrupción de 6 litros con la posibilidad de descarga corta de 3 litros. Optar por duchas economizadoras. Un mango de ducha normal suministra agua entre 15 y 30 litros por minuto, en cambio las duchas de bajo consumo funcionan con  8 y 9 litros. Si no se quiere cambiar la ducha puede acoplarse un reductor que minimiza el caudal en un 30 %.

Todo lo que tenés que saber para volver tu cuarto de baño más eco te lo cuento acá.

Iluminación

Aprovechar al máximo la luz solar mientras se pueda, Apagar la luz en los cuartos que no están siendo utilizados Invertir en iluminación LED o de bajo.

Para ayudar a conservar el calor en invierno:

  • Con 10 minutos de ventanas abiertas, basta y sobra para ventilar cuando hace frío. Por favor, ¡nunca abras las ventanas con la calefacción encendida!
  • Chequeá que las fuentes de calor no estén obstruidas así el calor fluirá sin ser tapado por cortinas ni muebles.
  • Una estufa o caldera que funciona correctamente ayuda al ahorro.
  • Colocá o renová burletes en puertas y ventanas para que el calor no se pierda por las hendijas.
  • Cerrá las puertas de las habitaciones poco usadas.
  • Si vas a instalar calefacción tené en cuenta que las más sustentables son (en este orden) solar, biomasa (leña y residuos vegetales), radiante,  gas natural y en última instancia la electricidad.
  • Tanto si se tiene aire acondicionado o calefacción central no dejes de comprobar las rejillas de ventilación en la casa para asegurarte que no estén cerradas. En el primer caso, el acondicionador de aire no se esfuerza por mantener fresco el apartamento y frenará después de alcanzar la temperatura definida. Algunas personas creen que al cerrar las rejillas de ventilación pueden reducir el consumo de energía al evitar la necesidad de enfriar o calentar una habitación particular. Eso es en realidad un mito: rejillas  cerradas elevarán los costos de energía.

Ahorro con energía solar

Ante un escenario de tarifas que suben y cortes reiterados de sumistro, sumar energía solar a los hogares es una opción que, quienes pueden pagarla, no dudan en elegir. Pablo De Benedictis, co-fundador de Goodenergy, asegura que “en el primer bimestre de este año se duplicaron las ventas respecto al 2015 y las consultas crecieron considerablemente”. Las opciones para complementar el abastecimiento de energía con renovables incluye “termotanques solares, con los que se puede ahorrar hasta un 80% de gas anual, pero también notamos un creciente interés por los paneles solares, que permiten cubrir diferentes niveles de consumo de electricidad. Muchos usuarios comienzan con un kit de paneles chico, y luego agregan paneles para aumentar la potencia y lograr un mayor ahorro de energía eléctrica”, detalla Gabriel Galán, socio-gerente de Cersolar.



Te contamos como realizar tus pedidos y nuestra filosofía.