Alternativa Verde | 4 ideas para hacer comunidades más amigables con el medio ambiente
7067
post-template-default,single,single-post,postid-7067,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

4 ideas para hacer comunidades más amigables con el medio ambiente

Puertos, Lago Escobar, un proyecto inmobiliario de uno de los empresarios más influyentes del país, Eduardo Constantini. Ustedes se preguntarán por qué iría a conocer sobre lo que será un nuevo country al estilo Nordelta. La respuesta es: no quería perderme de conocer de qué se trataban los aspectos sustentables en la gestión de este nuevo “pueblo”. Ver más de cerca cómo se gesta una ciudad desde cero –aunque sea un sitio que luego permanecerá privado- con escuelas, restaurantes, puerto, locales comerciales, clubes deportivos y atención médica no es algo que ocurre todos los días. Que, además, la empresa detrás del armado incluya variables de sustentabilidad merece, cuanto menos, nuestra atención. Puertos_Foto Aerea Puertos/Lago Escobar ocupa 1.440 hectáreas naturales y algunas de las ideas que regirán la vida de las familias que elijan vivir allí, sirven de parámetro para administrar complejos de viviendas de manera más sostenible. Los invito a conocer esos ejes ecológicos que pueden servir para replicarse donde se guste ayudando a volver más eficientes y responsables con el medioambiente el día a día de otros barrios y ciudades.

Separación de Residuos en origen

Contará con un sistema de recolección diferenciada y obligatoria en todos los hogares y edificios públicos de Puertos. La recolección se limitará a un máximo de tres veces por semana y, así, lograr que el tránsito de camiones recolectores sea sólo el necesario aumentando así la eficiencia. CENTRO TRATAMIENTO RESIDUOS URBANOS MURCIA A saber: Los residuos no reciclables son enviados al CEAMSE. Los reciclables son enviados para su procesamiento a operadores habilitados, que reutilizan el material clasificado. Los residuos verdes de particulares y áreas públicas -como restos de poda, corte de césped, material verde cosechado de los lagos- son reutilizados para la producción propia de lombricompuesto (fertilizante orgánico) y chips de madera, que vuelven a la ciudad como abono para plantas, cobertura de canteros y palanganas de árboles. Apuntarán a que, en un futuro, los reciclables sean acopiados y vendidos por una cooperativa de recuperadores formada exclusivamente por trabajadores de la zona para generar trabajo local y, de ese modo, que los residuos que se generen al interior de Puertos sean tratados en la comunidad. Buscan replicar el modelo de Nordelta donde 80% de las casas separa sus residuos que son acopiados y vendidos dando trabajo así a 50 personas. Puertos_Foto Aerea Lago Escobar y Palza Central

Ser eco suma puntos

Para quienes elijan construir su casa con estándares sustentables se les brinda asesoramiento e incentivos. Se puede optar por sumar diseño, tecnología, materiales y elementos amigables con el medio ambiente para la construcción de viviendas y edificios. Esto les otorga que luego los propietarios pueden canjear por beneficios. Uno de ellos será descuentos en la tasa de aprobación de planos. En cuanto a la matriz energética la idea es incorporar en las casas paneles solares que provean 10% de la energía de fuentes limpias a cada hogar. El uso del agua estará bien controlado porque la potable estará medida lo que fomentará un uso racional casi obligado. Cuanto más se use, más se pagará. A su vez, el agua para riego vendrá de otra red diferenciada pero, al apostar por especies autóctonas, se buscó reducir el riego todo lo posible. Un buen punto será el fondo de sustentabilidad en las expensas que los vecinos deberán definir cómo utilizarán. Los principales edificios públicos de Puertos (Centro de ventas, Club deportivo, Oficinas, Accesos) darán el ejemplo contando con sistemas de reducción en el consumo de agua, generación de energías renovables y uso eficiente de los recursos.

Menos coches. Más bici y caminata.

Esta ciudad pueblo se pensó bajo el concepto de ser una “walking community” lo que significa que los comercios, las escuelas y los hogares tienen un nivel de intregación social mayor estando a una distancia que permite desplazarse a pie o en bici, sin necesidad de subirse al coche para nada. Las  calles, sendas peatonales y bicisendas en este “pueblo” corren  independientes entre sí  permitiendo conectar a los distintos puntos de la ciudad desplazándose siempre en medio del entorno natural. Las bicisendas unen todos los puntos de Puertos. De todas maneras, se emplazaron estratégicamente las áreas de servicio asegurando así la cercanía a todos los sectores estés donde estés y permitiendo que, no importa si vas a pie o en bici, llegues rápido y fácil. Otro buen dato es que las áreas de cruce se crearon bajo el concepto de “shared spaces”, que se incorporó en los últimos años en muchas ciudades europeas. Son espacios compartidos por igual entre autos, ciclistas y peatones que eliminan la separación tradicional entre automóviles, peatones y otros usuarios. El objetivo es mejorar la seguridad vial forzando a usuarios a interactuar con otras personas en su camino por áreas compartidas circulando a velocidades apropiadas y con la consideración suficiente para con los otros. [caption id="attachment_7076" align="aligncenter" width="640"]Ejemplo de Shared Spaces Ejemplo de Shared Spaces[/caption]

Adaptación al entorno

Alternativa Verde conversó con la paisajista Diana Cabeza, quien dirigió al equipo interdisciplinario que desarrolló  el proyecto paisajístico. Me pareció importante que, dentro del vector de tener un “eco ciudad pueblo” hayan sido coherentes en privilegiar las especies autóctonas para componer el lugar. Nos contó Diana que al ser un trabajo que permite proyectar a futuro, no fue difícil conseguir los especímenes para diseñar el paisaje de Puertos. La mayoría de los ejemplares fueron reubicados o bien complementados con más árboles y arbustos de manera de que la línea visual permita ocultar las casas y edificios, privilegiando una imagen integral que respete el verde natural y la homogeneidad que esto ofrece además de sumar algo más de privacidad. Así, los espacios se adaptan a las condiciones del entorno, reduciendo la necesidad de riego, minimizando el uso de fertilizantes y pesticidas, disminuyendo las tareas de mantenimiento y favoreciendo la conservación de la fauna local. Un punto que no es menor y que me gustaría se extendiera es que la red de agua potable está separada de la red de agua riego, cuidando así este vital recurso, por ejemplo, abasteciéndose de agua de lluvia –algo que, con el Cambio Climático, cada vez tendremos en más cantidad-. Puertos también tiene entre sus límites una Reserva natural que estará abierta a los visitantes para caminar o andar a caballo. Son 60 hectáreas que bordean el Río Luján y que se protegerán como corredor biológico sobre la ribera, preservando especies autóctonas y dejando que fluya la fauna entre los diferentes hábitats. Además, sobre el Lago Escobar hay pequeñas islas que funcionan como albergue de fauna lacustre. Se diagramó el terreno de manera de favorecer un escurrimiento de las aguas natural, a la par que se controlan las algas para que no se trastoque la conectividad de los lagos y así no queden zonas de estancamiento. DISCLAIMER: Como les comentaba, si bien las ideas de barrio cerrado y el hecho de urbanizar zona de humedales no son mis favoritos, creo que los conceptos amigables con el planeta que compartí sirven para que pensemos cómo adaptarlas a los barrios y ciudades en las que el grueso de la población habita. Hay algunos que ya se están implementando –como la separación de residuos y las bicisendas- pero sin dudas, debemos siempre apostar a más y lograr que el buen vivir que deriva de tener un ambiente sano no sea exclusivo de una clase sino que sean para todos.]]>



Conocé nuestro Mercado de productos naturales.