Alternativa Verde | Femeninas y sustentables: repensando nuestro ciclo
5387
post-template-default,single,single-post,postid-5387,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive

Femeninas y sustentables: repensando nuestro ciclo

No debe ser casualidad que la primera nota que hice para el blog fuera sobre opciones de higiene femenina más sanas para nosotras y para el planeta y que hoy, tres años después, venga a presentarles a la primera marca argentina de copas menstruales 100% hechas en el país? 🙂

Luciana Comes y Clarisa Perullin son las dos mujeres que se convirtieron en socias y que, gracias a eso, hoy pueden decir: “somos la primera marca nacional en fabricar MAGGACUP, copa menstrual. Desarrollamos una empresa dedicada a incrementar la conciencia ambiental ofreciendo una solución en el camino hacia la sustentabilidad de la gestión higiénica de la menstruación. Con nuestro producto favorecemos la generación de energías limpias, integración de mercados socialmente justos y colaboramos en la reducción de emisiones de CO2″.

kit completo

las creadores de maggacup con martiniano molina

Ellas cuentan que “desde que soñamos con el nombre Magga sabíamos que en la esencia de la gestación de la empresa estaba el amor: hacia el individuo brindando un producto inocuo y promotor de bienestar y cuidado; a la comunidad fortaleciendo el empoderamiento de lo femenino desde el trabajo en redes de mujeres que revenden, dando charlas y capacitaciones, debatiendo y reflexionando la cosmovisión de la empresa a todos los sectores posibles.  Y hacia el planeta con un producto que piensa en ella y la cuida de principio a fin”.

Hasta ahora descubrieron que “la mayor traba es el desconocimiento. Las mujeres no sabemos qué impacto en la salud y el medio ambiente generan las prácticas habituales que utilizamos durante nuestro período: solamente en Argentina arrojamos 132.000 toneladas de basura que no se biodegrada. Con Maggacup ahora ya somos 3000 mujeres que no generamos este tipo de basura“.

A su vez, su meta es que a través de esta sana costumbre se continúe incrementando el número de mujeres con deseos de revender y concientizar acerca de la importancia del consumo responsable. Las socias entienden que van yendo por una buena senda al encontrarse con “testimonios fuertes de mujeres y niñas que hablan de una re-evolución en sus vidas a través de empezar a usar las copas menstruales”.

La red de Iniciadoras es una apuesta al relacionamiento y al empoderamiento de la mujer. “Trabajamos con una red de vendedoras que llevan a cabo la tarea de iniciar a las mujeres en el nuevo camino de usar la copa menstrual y enseñar sobre su uso consiente además del cuidado del planeta y los beneficios para la salud. Más que revendedoras, son mujeres iniciadoras en un nuevo camino de empoderamiento personal femenino, de sí mismas y de otras mujeres. Hoy aproximadamente unas 70 mujeres, en distintos puntos de nuestro país que se nutren y nos nutren por pertenecer a la red Maggacup”.

maggacup

10616505_348780511946192_8181183077238129983_n

Como ser parte de Maggacup va de la mano con conocer cada vez más nuestra naturaleza femenina, nos cuentan “trabajamos desde el despligue de los dones que los recursos que el ciclo menstrual le ofrece a todas las mujeres para la generación y desarrollo de la empresa. De hecho, trabajamos primero durante tres años en y con nuestras propias energías cíclicas -respetando las cuatro fases que atravesamos las mujeres a lo largo del mes- para ser parte del cambio armonioso en la puesta en marcha y producto Maggacup”.

Luciana y Clarisa detallan que, como empresa que se inserta en el nuevo paradigma, se esfuerzan también en articular sectores y así generar conciencia. Por eso, “desde marzo firmamos una alianza con Banco de bosques y por cada copa vendida salvamos 1m2 de selva Misionera del desmonte”. Además, se sumaron a movidas mundiales que fomentan las buenas prácticas en la higiene a través de campañas novedosas y positivas como Wash United y el Día Mundial de la Higiene menstrual. Para celebrar éste último, organizaron la Avant Premier del documental Monthlies, en el que conversaron con niñas y adolescentes de la importancia de la menstruación. Además, están trabajando para poder certificarse como una Empresa B.

venta de magga + recibe tu luna

Un trabajo más que destacado el de estas dos jóvenes que no sólo nos alcanzan una opción para vivir nuestros períodos de una manera más saludable y menos contaminante sino que, además, montaron una empresa coherente con su filosofía desde la fabricación hasta la venta, desde la creación y el uso de recursos a conciencia hasta la extensión de la vida útil y la reducción de la basura. Estoy segura que, si queremos empezar a construir un futuro sostenible y feliz, vamos a necesitar más emprendedoras como Luciana y Clarisa y ¡muchas consumidoras responsables contagiando la onda verde!

Contacto: Facebook  – Blog

3 Comentarios
  • Claudia
    Publicado 12:08h, 19 agosto Responder

    Hola! muy buena la web! Los felicito, les cuento que soy de San Luis, Paraje -Balcarce, cerca de la Villa de Merlo, Hago Toallitas de Tela, Pañales y Fulares portabebés hace tres años, me gustaría publicar alguna nota, es posible? Gracias!

  • Melina
    Publicado 01:37h, 30 marzo Responder

    Hola, quisiera saber si Maggacup testea en animales ya que tiene el logo de ” no testeado” pero afirman que al menos una vez han testeado en animales . Gracias

  • Alternativa Verde | Experiencia Maggacup: yo también cambié por la copa menstrual
    Publicado 13:29h, 04 mayo Responder

    […] No se me hubiera ocurrido el boom verde que ¡por suerte! estaba por generar una empresa B como Maggacup que se dedicara a producir y vender copas menstruales 100% industria nacional. La vida siempre nos […]

Lo sentimos, el formulario de comentarios está cerrado en este momento.

Conocé nuestro Mercado de productos naturales.