Alternativa Verde | Yarn bombing: graffitis ecológicos, estallidos de color tejidos al crochet en la ciudad
1052
post-template-default,single,single-post,postid-1052,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive,elementor-default,elementor-kit-

Yarn bombing: graffitis ecológicos, estallidos de color tejidos al crochet en la ciudad

El domingo a la mañana volví después de bastante tiempo a correr por los Bosques de Palermo. Casi sin haberlo planeado, hice 10 kilómetros junto a otros miles de runners en una mañana de sol impecable.

Ahí iba yo, intentando disfrutar del paisaje para no pensar en que aún me quedaba un largo trecho por trotar, pensando en disfrutar de estar al aire libre para no perder la respiración ni sentir el esfuerzo de mis piernas, cuando ví al árbol más producido de todo el Bosque, tan colorido y orgulloso con su atuendo hecho al crochet, que me alegró la vista. Terminé la carrera en un tiempo decente y no pensé más en el asunto.

Cada vez estoy más convencida de que no hay tal cosa como las coincidencias, pero la cuestión es que al otro día fue abrir el Facebook y encontrarme con una nota de BA Street Art sobre la mismísima creadora de esa obra de arte y color que había visto durante la carrera. Así me enteré que la artesana que adorna árboles y postes y todo lo que cruce a su paso con hilos fucsisas, verdes, amarillos, se llama Licia Santuz. Ella define su trabajo como «graffiti con lana» y es la primera persona que hace yarn bomber en Buenos Aires.

Sí, me pregunté lo mismo ¿yarn qué? Yarn bombing también conocida como guerrilla knitting, urban knitting or graffiti knitting. Tantos nombres (menos uno en español, aclaro) para llamar a este tipo de graffiti o arte callejero que emplea colores vivos tejidos o al crochet en vez de usar pintura o tiza. Una bella forma de intervenir el espacio urbano, a veces demasiado árido y triste.

Licia es una artista plástica que vino desde el norte de Italia, de un lugar llamado Treviso. Hace quince años que está en el país y no hace tanto que sintió la súbita necesidad de tomar sus agujas y tejer y tejer después de ver un programa donde se mostraba a exponentes del yarn bombing. Su primera intervención fue en 2009 en los Bosques de Palermo donde vistió a un jacarandá un poco desteñido por el invierno.

En resumidas cuentas, sus obras comenzaron a despegar cuando las hijas de Licia convencieron al gerente del Cafe Voltaire, donde trabajaban, de que dejara que su madre decorara el poste de luz de la vereda. ¿Quién no querría ese estallido de color y alegría cerca? Un vecino no tardó en pedirle que le hiciera una frente a su casa. Y otro. Y otro.

Estos graffitis ecológicos están por los barrios más transitados de Buenos Aires, tomá nota: Palermo, Colegiales, Villa Crespo y Caballito. No hará falta que vayas con los ojos muy abiertos porque sus colores te llamarán la atención aunque no quieras.

Esta práctica artística aprovecha lo que tenemos para hacerlo resaltar y dar un toque curioso y personal en donde no esperamos nada distinto. En el proceso creativo no interviene ningún tóxico, no se dañan árboles, simplemente son unos hilos alegres dibujando formas atrevidas en los sitios más comunes de las ciudades del mundo. Una locura linda que empezó cuando Magda Sayeg, de Texas, fundó el movimiento yarn bombing al tejer un «vestidito» de lana para la manija de su puerta en Houston, allá por 2005.

Parece que el mundo nos pide colores porque esta tendencia se multiplica. ¿Agarramos las agujas y empezamos?

Por favor, leé todo lo que Licia tiene que contarte en la nota de BA Street Art! Todas las fotos son de propiedad de Licia Santuz. Si querés conocer a Licia, buscala en su página de Facebook Knitting Buenos Aires

23 Comentarios
  • marta
    Publicado 12:23h, 20 marzo Responder

    perdon pero me gustaria dar mi humilde opinion…quizas estaria bueno
    revestir un arbol seco no ?????

    • Mariela Rodriguez Castro
      Publicado 12:27h, 20 marzo Responder

      Por supuesto, es también una buena opción!

    • licia santuz
      Publicado 10:25h, 22 marzo Responder

      Igual no le hace daño..estudié el tema..y cuando la lana se pone fea la voy a sacar…las hormigas seguían transitando en su recorrido como cuando la lana no estaba…

    • licia
      Publicado 02:26h, 28 mayo Responder

      la municipalidad los corta, no hay tantos…

  • maria luisa
    Publicado 11:04h, 23 marzo Responder

    Es muy original la propuesta, me parece que deberiamos promover este tipo de grafitis y asi motivar a los jovenes a no manchar la paredes ni contaminar el ambiente

  • kubisar@hotmail.com
    Publicado 16:34h, 24 abril Responder

    me encanto ojala nuestro intendente decore con tanta belleza nuestra querida ciudad.

  • Álter Alma
    Publicado 11:04h, 25 abril Responder

    Mi duda es: si bien el trabajo es estupendo y me saco el sombrero ante tanta originalidad, el hecho de revestir el tronco de un árbol vivo, no lo perjudica? Repito, me parece fabulosa la idea, pero esa es una duda que siempre tuve al respecto.

    • Mariela Rodriguez Castro
      Publicado 11:14h, 25 abril Responder

      Lo bueno de que sea lana es que cede a medida que el tronco crece. Además tampoco la lana e hilos conservan toda resistencia puesto que al estar a la intemperie también se vuelven más frágiles y se rompen con más facilidad. Igual la especialista en el tema es la artista, más seguro si la consultamos a ella!! 🙂

    • licia
      Publicado 02:15h, 28 mayo Responder

      no no le hace nada en el campo mi papa los abrigaba contra el frio..a parte paso a sacarlos cuando se ponen sucios y destenhidos…casi siempre, por que se vuelven antiesteticos…todo bien..las hormigas seguian caminando por sobre el tejido llevando sus pedacitos enormes de ojas hacia las raices (con las cuales alimentan un hongo que las mismas comen)

  • lisandro zanoni
    Publicado 18:27h, 03 mayo Responder

    me gustaria hacer un pedido para vestir mis palmeras. Como hago?

  • Graciela
    Publicado 12:18h, 23 mayo Responder

    muy lindo…muy original…muy cool….pero: y abrigar niños? o animales?. Acepto que como hecho artistico UN ARTISTA (repito UNO) haga esta perfomance o intervención urbana. Ok. Ahora, la multiplicación…..mmmmm no quiero ser ofensiva, pero creo que habla de una ideología tilinga.

    • Mariela Rodriguez Castro
      Publicado 12:26h, 23 mayo Responder

      Toda opinión es bienvenida pero no hay que confundir, el arte es siempre una forma de «despilfarro», de «exceso estético». Que sea con lanas o con acuerelas, ¿cuál es la diferencia? Nadie le cuestionaría a Marta Minujín su obra, salvando distancias claro. El derroche del arte tiene que ver con una elevación del alma, con un regocijo. Que este arte no sea tóxico y que además sea público, me parece tanto más valedero que tener una obra que vale millones en un museo privado donde sólo lo llegan a apreciar algunos. Sobre gustos y opiniones no hay nada escrito y toda opinión vale! Gracias por interesarte. Saludos.

    • licia
      Publicado 02:11h, 28 mayo Responder

      comienza a tejer para abrigar ninhos yo ya estoy juntando para donar..te aviso donde traer las cosas que quieres donar..

  • marcela
    Publicado 08:26h, 24 agosto Responder

    Hola Licia! Trabajo en un canal de TV de Buenos Aires y me gustaría poder hacerte una nota mostrando tu trabajo. Te dejo mi teléfono 1550220192, 43701369(lab).
    Muchas gracias!!

  • Semana del árbol: unidos para el cambio | Alternativa Verde
    Publicado 16:34h, 24 agosto Responder

    […] la defensora de secuoyas; contando sobre la calle más arbolada de Porto Alegre; también sobre el árbol “vestido” por Licia e, indirectamente, y cómo mostrando cómo cuidarlos comprando papel reciclado de empresas como […]

  • Mar del Plata: mi mirada ecológica sobre La Feliz | Alternativa Verde
    Publicado 14:48h, 04 septiembre Responder

    […] Cuando el sol logró abrirse paso entre las nubes, tardamos como 10 minutos (bueno, un poco más tal vez!) en calzarnos las zapatillas y salir a correr un poco por la costa. En el camino de vuelta, pasando por la calle comercial Güemes, nos encontramos un árbol intervenido al mejor estilo Yarn Bombing. […]

  • Juan
    Publicado 12:23h, 10 julio Responder

    Hay tantas cosas para adornar en las ciudades que justo se les ocurre hacerlo con los árboles? No es bella de por si la corteza de un árbol como para intervenirlo? Más allá del daño que pueda llegar a producirle, tal vez algún hongo en la corteza o debilitamiento de la misma. Pero, cuál es la idea de revestir los árboles con telas? Sinceramente me parece algo absurdo, el árbol es hermoso tal cual es, sin necesidad de podas incluso. Elijan objetos para embellecer, los árboles no son objetos, son seres vivos que no pueden quitarse el «abrigo» cuando ellos lo desean.

  • vilma
    Publicado 01:46h, 15 octubre Responder

    HOLA LICIA, me encantan tus trabajos, como profe de tejido y artesana , mama de un joven graffitero estoy en camino a seguir tus pasos, te enviare un mail, me gustaria contactarme contigo, saludos

  • cristina
    Publicado 13:04h, 29 marzo Responder

    tu trabajo me parecio magnifico. por eso me atrevi a copiarlo. en estos momentos estoy vistiendo un arbol en la casa de mi hija- ademas te digo que es una manera de hacerlo como medio de vida. un ingreso mas al presupuesto de una casa. gracias por tus ideas

  • Gisela
    Publicado 15:46h, 20 abril Responder

    Coincido con Juan …. Por favor en los árboles no!!!! Es dañino. Pregunten a ing. agrónomos. Seamos cuidadosos de la naturaleza. Respectemos a los árboles que silenciosamente tanto nos dan. Adornemos otros elementos HUMANOS y disfrutemos de la naturaleza TAL CUAL ES. Tomemos conciencia ambiental! Esto también está incluido.

  • Walter
    Publicado 01:16h, 20 mayo Responder

    Maravillosa idea, tenemos un patio abandonado en la escuela y vamos a incentivar a los chicos para que revistan los árboles, gracias por la iniciativa!

  • vanesa
    Publicado 15:52h, 10 febrero Responder

    En Tandil esta moda la han prohibido, no mas ropa para los arboles ya que detienen con el tiempo el crecimiento del tronco.

Publicar una respuesta a cristina Cancelar Respuesta